Ser zurdo

Publicado: 21 de marzo de 2015 en Artículos
Etiquetas:,

Source-R6D8FYYO0l

“Encuentro tanta diferencia entre yo y yo mismo como entre yo y los demás”

(Michel Eyquem de Montaigne)

***

Ocurre habitualmente, cuando tengo que escribir algo, que alguien que está justo en frente de mí en ese preciso instante, lanza al aire automáticamente la misma exclamación:  ‘¡Eres zurdo!’. A pesar de que los años pasan, esta reacción se repite constantemente, y es algo que me hace meditar sobre el asunto. Ser zurd@ es tan natural como ser diestr@. Es una tendencia a utilizar preferentemente el lado izquierdo del cuerpo, ya sea la mano o el pie. De hecho, los seres humanos sólo tenemos dos posibilidades. O somos zurdos o diestros. Que el número de zurd@s sea menor que de diestr@s no quiere decir ni mucho menos que los primeros sean raros. Otra cosa es que los diestr@s, durante el transcurso y la evolución humanas, hayan pensado (erróneamente) que eran los ‘normales’, por ser mayoría, y que los que no actuaban como ellos eran los ‘raros’, la minoría. En cierta forma, es una manera un tanto ignorante de argumentar una posición. Pero, curiosamente, sigue siendo algo que sorprende y que trata de diferenciar a las personas. Aún más curioso, quizá, es que existan muchas personas (todavía una minoría mayor) que utilizan ambas manos o ambos pies, los ambidiestr@s, pero éstas, en cambio, son calificadas como personas muy hábiles y no raras.

Los zurd@s están presentes en todo el mundo. No tiene nada que ver con el tipo de sociedad ni de cultura. Se calcula que entre el 8 y el 13% del total de la población mundial es zurda. Y también está comprobado que el ‘fenómeno’ es más común entre los hombres (un 13%) que entre las mujeres (9%). ¿Razones? Se desconocen. Además, qué más da… Se efectuó un estudio en mujeres embarazadas para analizar el comportamiento de los fetos durante el estado de gestación, y sorprendentemente, se mantuvieron los mismos porcentajes de zurdos. Hay muchos zurdos entre los gemelos. Y la zona del mundo con más zurdos es Asia, seguida de la Europa del Este. La zona con menos zurdos es Europa Occidental, Europa del Norte y África. Las causas se desconocen. Tan sólo se conocen las estadísticas.

‘La diferencia entre genialidad y estupidez,

es que la genialidad tiene límites

***

La ciencia explica que el uso de las manos depende de la dominación que hace el individuo del hemisferio de su cerebro, en este caso, si ordena el lado derecho del mismo se usará el lado izquierdo del cuerpo, ya sea la mano o el pie y viceversa. El cerebro humano controla el cuerpo de un modo cruzado y, casi siempre, el hemisferio izquierdo es el dominante. De ahí, que a quien utiliza el otro sea visto como raro o especial por el resto. Se oyen tonterías de todos los tipos acerca de los zurdos. Pero una que se repite con asiduidad es la que afirma que los zurdos son más inteligentes, añadiendo al dato una lista de célebres personajes de la historia que fueron o son zurdos para confirmar dicha teoría. Nada que decir al respecto, sino que se podría decir lo mismo de los diestros y añadir célebres personajes de la historia también.

Como la ciencia no tiene certezas sobre las causas de este fenómeno se han creado hipótesis. Y quizá son todavía peores. Se dice que puede ser por la genética (aunque si en la familia del zurdo no hay habido antecedentes familiares), incapacidad de utilizar la parte derecha, altos niveles de testosterona en la fase prenatal de los fetos (especialmente masculinos), estrés de nacimientos (lesiones del bebé en el embarazo o primeros meses de vida, y algunas más que sólo servirían para reírnos todavía más. Lo que indica todo esto es que se sigue pensando en muchos casos que ser zurdo es algo anormal. No hay nada peor para provocar leyendas urbanas que no poder explicar algo. Si alguna habilidad tienen los zurdos en este mundo que destaque por encima de los diestros es, precisamente, adaptarse al mundo de los diestros. Todo está pensado y diseñado para ser diestro. Algo que un diestro ni percibe, porque todo está pensado para su rutina. El zurdo, sin embargo, tiene que pensar un plan alternativo a la hora de utilizar muchísimos objetos cotidianos y que están pensados por y para diestros.

Una estadística que me causó sensación es aquella que afirma que el número de zurdos se reduce con la edad, es decir, que entre la gente mayor hay menos zurdos. Hay más zurdos entre los jóvenes que entre los viejos. Según los estudios, esa gente mayor que en su día fue zurda, sufrió presiones para dejar de ser zurda. Algo habitual décadas anteriores, y en muchas sociedades. Lo que no ha sucedido con las jóvenes generaciones. La ignorancia era y es evidente al presionar a un niño zurdo a dejar de usar su mano natural y comenzar a utilizar la derecha. Esas estadísticas son evidentes en muchos países, desde EEUU a Reino Unido.

Lo que sí está constatado es que los zurdos están siempre en desventaja con respecto a la sociedad donde viven. Casi todos los utensilios, herramientas, diseños de programas informáticos, bailes, muebles, los controles de cualquier aparato, etc. son para diestros. Los diseños para zurdos son escasos y, casi todos ellos, pedidos expresamente. Para un zurdo, el mundo está al revés. Lógicamente, con la evolución y los avances, se han disminuido los problemas, tanto para los zurdos como para las personas con discapacidades. Hoy ya se pueden encontrar todo tipo de objetos y utensilios para zurdos.

La zurdera desde tiempos remotos ha alimentado la superstición entre los diestros y ha entrañado persecución. Estaba considerado algo negativo pero para los diestros. La palabra latina ‘sinister’ (izquierda) tiene relación con siniestro (zurdo), la connotación negativa es evidente. Se acostumbra a atar la mano izquierda de los niños zurdos para que aprendieran a escribir con la derecha, sin pensar en los posibles daños mentales que le pudiera provocar. En la Antigua China, el lado izquierdo era el malo. Expresiones como levantarse con el pie izquierdo son también habituales. Incluso en el mundo islámico, una persona zurda es considerada sucia. En la India se utiliza siempre la mano derecha porque la izquierda se usa para limpiarse. La ignorancia parece no detenerse y mucho menos entiende de fronteras. Y aunque muchos lo llamen tradiciones y costumbres deja en evidencia que el ser humano sigue actuando en muchísimas ocasiones bajo los prejuicios y la falta de comprensión.

zurdos

 

 

comentarios
  1. Tormentas de tinta dice:

    Yo soy de esas personas a las que corrigieron. Escribo con la derecha, pero el resto de las cosas las hago con la izquierda. Escribir con la derecha fue algo que me obligó a hacer mi abuelo, a base de capones y manotazos en la mano. Aún recuerdo aquellos días. :((((

    Me gusta

  2. delagranja dice:

    Yo soy zurda cruzada, es decir, zurda de manos y diestra de piernas, lo que me provocó enormes inconvenientes de coordinación toda la vida. De hecho, fui incapaz de aprender a tocar la batería porque entraba siempre a contratiempo, o con los pies o con las manos.
    Un psicólogo me dijo que con el tiempo los zurdos nos convertimos en ambidiestros “forzosos” pues a fuerza de años adaptándonos al mundo de los diestros terminamos controlando los dos lados casi con la misma destreza. Con 45 años de práctica, doy fe que es así.

    Abrazos con la izquierda, mi lado favorito sin comparación.

    Me gusta

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s